Chivas, 1-1 con Lobos

Chivas apretó la carrera a la liguilla, luego de empatar 1-1 con Lobos de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP) en la jornada 13 del torneo Apertura 2018. El Guadalajara sigue fuera de los puestos de clasificación al ubicarse en el peldaño 11, con 16 unidades, al tiempo que los licántropos tienen 12 puntos y son antepenúltimos.

El plantel de la BUAP se puso al frente en el marcador con un tanto de Leonardo Ramos al minuto 12, mientras Hedgardo Marín empató al 52. Pese a que los rojiblancos tuvieron el control, fueron detenidos por el arquero Antonio Rodríguez y tuvieron que conformarse con la igualada.

Los licántropos dieron la primera mordida en los primeros minutos, cuando la zaga tapatía se equivocó en la marca, Bryan Rabello mandó un pase y Leonardo Ramos se encargó de definir con un disparo desde el centro del área.

Presionado por la desventaja, el conjunto rojiblanco intentó emparejar los cartones y aunque impuso el ritmo en la cancha, se mostró frágil en el ataque.

Alan Pulido asumió el liderazgo en la ofensiva, ante la ausencia del juvenil José Godínez, pero le costaba trabajo capitalizar. El ariete se acercó con un remate de testa que fue atajado por Rodríguez.

Pulido dejó escapar otro par de oportunidades luego de no alcanzar dentro del área un pase de Josecarlos Van Rankin y después mandar el balón por arriba del travesaño.

Las Chivas también desaprovecharon jugadas a balón parado. Van Rankin conectó un remate de cabeza que se marchó ligeramente desviado.

Desesperado por la falta de contundencia, José Saturnino Cardozo, estratega del Guadalajara, reforzó el ataque en el complemento, al mandar a la cancha a Ángel Zaldívar por Orbelín Pineda, quien se mostró apagado en el duelo.

A los pocos minutos, los tapatíos sorprendieron y lograron la igualada. Marín meció las redes con un remate de testa pegado al palo derecho tras un tiro de esquina. Aunque la afición local señaló fuera de lugar y pedía una revisión de la jugada, el árbitro Jorge Antonio Pérez validó el gol y seguro de su decisión rechazó recurrir al videoarbitraje.

Las Chivas se fueron en busca del triunfo y aunque generaron peligro y tuvieron oportunidades para matar, perdonaron. Su principal obstáculo fue la falta de precisión.

El Guadalajara se mantuvo al acecho de la portería rival y Pulido puso presión con un cabezazo que fue atajado de manera sorprendente por el arquero Rodríguez. Poco después Saldívar se equivocó con un remate frente a las redes que se escurrió por el costado izquierdo.

En el tramo final, los licántropos intentaron rescatar la victoria. Colin Kazim Richard se aventuró con un tiro desde el costado izquierdo, pero fue detenido y en el último suspiro cobró un tiro libre que pasó lejos del arco.

Cardozo lamentó que su equipo no haya podido conseguir los tres puntos y reconoció que les falta trabajar en la definición.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here