Batallas de octubre

Interiores

Carlos López Arriaga

Cd. Victoria, Tam.- Ninguna sorpresa, más bien asombro compartido ante la impunidad que protegió a CARLOS ROMERO DESCHAMPS entre 1993 y 2019, tantos como 26 años, en feliz alianza (complicidad, sin más) con cinco presidentes de la república.

Potestad ingrata, patrimonialismo, voluntad absoluta sobre cuantiosos fondos de PEMEX (del erario) que en nada cambiaron los usos y costumbres de sus antecesores SEBASTIÁN GUZMÁN, PEPE SOSA, SALVADOR BARRGÁN y el propio JOAQUÍN HERNANDEZ GALICIA.

Pavorreales con alas cerradas (SEBASIÁN, PEPE, JOAQUÍN) o de alas extendidas (SALVADOR, CARLOS), el estilo puede variar, aunque siempre con dinero ajeno.

La cobertura fotográfica que hoy contextualiza periodísticamente a la caída de ROMERO DESCHAMPS, recuerda en buena medida al trabajo que hicieron los medios en 2013, tras el derrumbe de ELBA ESTHER GORDILLO.

Bestias del pleistoceno sindical, en ambos casos se les observa presidiendo eventos, en connivencia feliz con el poder, palmeadas sus espaldas por SALINAS, ZEDILLO, FOX, CALDERÓN y PEÑA.

Valores entendidos. El perdón deliberado al saqueo de fondos sindicales, a cambio del vasallaje de la clase trabajadora, al servicio (venta o renta) de proyectos electorales.

Habrá que esperar todavía si la renuncia de ROMERO derivará en un QUINAZO, un JONGUITUDAZO, o un ELBAZO.

A la QUINA se lo llevaron preso, por decisión de Estado, consignación y prisión por los siguientes ocho años.

Al profesor CARLOS JONGUITUD le salió más barato. Temeroso de la mano dura con que había aterrizado CARLOS SALINAS, en 1989 renunció voluntariamente al máximo poder sindical. Nadie lo juzgó y envejeció en olor a impunidad, refugiado en su hacienda, muriendo en 2013, a los 91 años.

Un punto medio sería el destino de la maestra GORDILLO. Arrestada por la PGR de PEÑA NIETO a principios de 2013, sería liberada cinco años y medio después, en el otoño de 2018, dándose incluso el lujo de recuperar propiedades y cuentas bancarias, ya bajo el gobierno de LÓPEZ OBRADOR.

Tan campante está hoy la dama que ya habla de concursar nuevamente por la dirigencia sindical y crear un nuevo partido político, tan fantasmal como el PANAL.

¿A cuál de estos casos se parece ROMERO DECHAMPS?…

 

CULIACÁN EN LLAMAS

Y bueno, tiene muchas aristas el caos desatado en la capital de Sinaloa por un operativo federal que (de origen) no ofrecía mayor problema.

Si nos asomamos a los arrestos espectaculares realizados durante el calderonato (y aún bajo el peñismo) las fuerzas armadas y la propia Policía Federal realizaron acciones similares en incontables ocasiones, sin mayor escándalo y, muchas veces, sin disparar un solo tiro.

¿Por qué ahora tendría que ser diferente, al intentar el gobierno de ANDRÉS MANUEL atrapar al hijo del CHAPO GUZMÁN (OVIDIO) en un establecimiento público culiacanense?

Todo les salió mal. En cuestión de horas se les incendió la ciudad, centenares de sicarios bajaron de la sierra o se movilizaron de poblados aledaños para poner contra la pared a la Guardia Nacional obradorista.

Y fracasó todo tan rápido que, de hecho, la noticia del arresto y la liberación de OVIDIO GUZMÁN corrió paralela, en un mismo despacho informativo. Agarran y sueltan al “Chapito”.

Desde luego, puede haber atenuantes a una decisión así, como el de evitar un mayor derrame de sangre o el que las familias de los guardias nacionales sufrieron el amago de las bandas delictivas en sus propias viviendas.

Aunque poca o ninguna diferencia tiene este caso con los observamos en sexenios anteriores, en los mismos lugares y con la misma gente. ¿por qué ahora fallaron de manera ostensible, al grado de dejar en ridículo al gobierno de AMLO y su gabinete de seguridad?

 

RUDEZA LABORAL

Ante el despido totalmente injustificado del maestro PEDRO ALONSO PÉREZ en el Instituto de Investigaciones Históricas de la UAT, se abre una nueva y muy intensa etapa de litigio laboral, que puede ser tan larga o corta, según tome nota la máxima autoridad universitaria.

Se trata a todas luces de una arbitrariedad más de la directora LAURA HERNÁNDEZ MONTEMAYOR, contra cualquiera que se atreva a pensar por cuenta propia.

La dama es alérgica a las ideas, amiga de los bostezos, cómodamente apoltronada en la más rancia modorra burocrática, en ese camino lerdo y conformista de quien jamás llegó a trabajar, crear o dejar huella escrita, sino solamente a cobrar.

Actitud fiel a su linaje porfiriano, a lo que habríamos de agregar los temores propios de quien ejerce el mando desconfiando de todo mundo, debido a su bajísimo perfil académico, profesional, intelectual…

No es, por cierto, gente que deba el cargo al actual rector PEPE SUÁREZ FERNÁNDEZ. Tampoco fue herencia de ENRIQUE CARLOS ETIENNE, ni siquiera de JOSÉ MARÍA LEAL GUTIERREZ.

Su llegada a la nómina se pierde en la noche de los tiempos. Solamente se sabe que ocurrió en algún momento posterior a la conquista.

Lo cual significa que ningún compromiso tiene el rectorado actual con esta suerte de rémoras que han sobrevivido por pura inercia, sin que alguien tome cartas en el asunto. Hasta ahora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here