Canadá se asegura hasta 190 millones de dosis de vacunas contra el SARS-CoV-2

Canadá se ha asegurado hasta 190 millones de dosis de posibles vacunas contra el coronavirus SARS-CoV-2 (causante de la enfermedad de la COVID-19), tras alcanzar acuerdos con varias farmacéuticas como Novavax y Johnson & Johnson.
El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, explicó en una rueda de prensa en Ottawa que Canadá -cuya población es de 37,6 millones de habitantes- ha conseguido 76 millones de dosis de la vacuna que está desarrollando Novavax; 56 millones, de Moderna; 38 millones, de Johnson & Johnson; y 20 millones, de Pfizer.
«Nuestros acuerdos con Pfizer, Moderna, Novavax y Johnson & Johnson darán a Canadá al menos 88 millones de dosis con la opción de obtener decenas de millones más», dijo Trudeau.
El primer ministro canadiense señaló que una vez que se demuestre la eficacia de una de las vacunas, se producirá y distribuirá en el país.
La vacuna de Novavax, que utiliza una parte del SARS-CoV-2, ha obtenido resultados prometedores en la fase 1, en la que los 106 participantes en las pruebas desarrollaron «respuestas robustas de anticuerpos», señaló la compañía en un comunicado de prensa el pasado 4 de agosto.
La fase 2 de la vacuna de Novavax ya está en marcha en Estados Unidos y Australia a falta del inicio de la fase 3, en la que se ampliará en gran manera el número de participantes. La compañía espera poder obtener la aprobación de los reguladores para el uso de la vacuna en diciembre.
Las otras vacunas candidatas atacan al nuevo coronavirus de forma distinta al tratamiento de Novavax.
La ministra de Sanidad, Patty Hajdu, declaró, por su parte, que la vacuna no será obligatoria en el país y que Canadá sólo aprobará su utilización cuando se demuestra su seguridad y eficacia.
Además de los acuerdos con las farmacéuticas, Trudeau dijo que Canadá invertirá 126 millones de dólares canadienses (96 millones de dólares estadounidenses) en ampliar las instalaciones que el Consejo Nacional de Investigación (NRC) tiene en la ciudad de Montreal para aumentar la capacidad de producir y desarrollar vacunas.
El NRC tenía un acuerdo con la farmacéutica china CanSino Biologics para realizar pruebas con una de las candidatas a vacuna contra el coronavirus SARS-CoV-2 que el país asiático está desarrollando.
Pero, de forma inesperada, la semana pasada las autoridades chinas cancelaron el envío a Canadá para que empezasen las pruebas en el país.
Canadá y China están envueltos en un creciente conflicto diplomático y comercial desde que las autoridades canadienses detuvieron, a petición de Estados Unidos, a la directora financiera de Huawei, Meng Wanzhou.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here